Blog

Nutrición y enfermedad renal crónica

¿QUE SUCEDE EN LA ENFERMEDAD RENAL CRONICA?

Los riñones sanos eliminan los desechos de la sangre y el exceso de líquido del cuerpo principalmente. Sin embargo, cuando una persona padece de enfermedad renal crónica, sus riñones no funcionan adecuadamente, ocasionando serios problemas de salud.

Cuando existe daño renal:

*Se acumulan desechos nocivos en el cuerpo.
*Puede elevarse la presión sanguínea
*El cuerpo puede retener demasiado líquido.
*El cuerpo no produce suficientes glóbulos rojos, causando anemia
* Los huesos se vuelven frágiles.

SABIAS QUE….?

La DIABETES es la principal causa de enfermedad renal crónica.

Un elevado porcentaje de las personas con diabetes y enfermedad renal tienen altos niveles de grasas en la sangre (triglicéridos y colesterol). Los niveles altos de grasa en sangre pueden obstruir los vasos sanguíneos, disminuyendo la llegada de sangre al corazón y al cerebro aumentando así las posibilidades de sufrir un ataque cardíaco o un accidente cerebrovascular.

Estos problemas pueden darse lentamente en el transcurso de un período prolongado, a menudo sin síntomas. La enfermedad renal crónica puede finalmente llevar a un daño renal que requiera diálisis o un trasplante de riñón para conservar la vida.

La detección temprana y el tratamiento pueden prevenir o demorar estas complicaciones.

POR QUE ES IMPORTANTE EL PLAN DE ALIMENTACION EN LA ENFERMEDAD RENAL CRONICA?

El tratamiento nutricional es un elemento fundamental en el manejo de la enfermedad. En la enfermedad renal crónica existen trastornos que pueden afectar el correcto aprovechamiento de un gran número de nutrientes.

Esto, con frecuencia lleva a un estado de malnutrición que va a ser un importante factor de riesgo para la progresión del daño renal, así como de las complicaciones de la enfermedad, que llevarán a la persona a un deterioro más rápido de su estado de salud.

El objetivo del tratamiento nutricional consiste en detener o retrasar la progresión del daño renal, mantener un buen estado nutricional, prevenir o disminuir los síntomas que provocan las toxinas en sangre, así como ayudar en el tratamiento de enfermedades asociadas tales como diabetes e hipertensión, todo esto con la finalidad de mejorar la calidad de vida de la persona que vive con enfermedad renal crónica.

QUE TIPO DE CAMBIOS SERÁN NECESARIOS EN LA DIETA?

El abordaje nutricional debe contemplar una minuciosa valoración, tomando en cuenta diferentes variables que van presentándose a lo largo de la evolución de la enfermedad, tales como: etapa en que se encuentra la enfermedad, si ha ingresado o no, a algún tipo de terapia sustitutiva como lo es la diálisis peritoneal o la hemodiálisis, entre otras.

Estos son solo algunos puntos clave que marcan la pauta en la elaboración de un plan nutricional.

En base a lo anterior, algunos de los cambios que deberá tener en cuenta desde el comienzo del padecimiento son:

Disminuir el consumo de sal.

Reducir las comidas con alto contenido de grasas saturadas y colesterol.

En etapas avanzadas de la enfermedad sin terapia sustitutiva:

Disminuir el consumo de proteínas.

Reducir el consumo de alimentos con alto contenido de fósforo y potasio.

Cabe señalar que estas son sólo medidas generales, resulta indispensable individualizar el tratamiento dietético de acuerdo a las necesidades de cada paciente para lograr los objetivos establecidos según cada caso.

EN CONCLUSION RECUERDE QUE….

Controlar el azúcar en sangre y la presión arterial son las dos cosas más importantes que puede hacer para evitar que la insuficiencia renal empeore y para prevenir otras complicaciones.

Asegúrese de hacer los cambios necesarios en su estilo de vida y tomar sus medicamentos exactamente como son prescritos por su médico tratante.

Abrir chat
💬 ¿Necesitas ayuda?
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?